Podemos Madrid defiende la función social de las redes de apoyo frente a la política persecutoria de Almeida

Podemos Madrid defiende la función social de las redes de apoyo frente a la política persecutoria de Almeida
Podemos Madrid defiende la función social de las redes de apoyo frente a la política persecutoria de Almeida

Podemos Madrid defiende la función social de las redes de apoyo frente a la política persecutoria de Almeida

  • Mientras las redes de apoyo asisten a alrededor de 45.000 madrileños y madrileñas, Almeida le da la espalda a las asociaciones vecinales
  • Podemos Madrid denuncia la actitud persecutoria del alcalde y el actual equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Madrid con el tejido social de los barrios

Ante la decisión del Ayuntamiento de Madrid de revocar la cesión de la Casa del Cura a los vecinos de Malasaña, Podemos Madrid defiende la función social de las redes de apoyo vecinal.

La Casa del Cura situada en el madrileño barrio de Malasaña es un edificio municipal, que fue reformado para compensar la enorme falta de espacios dotacionales y de uso público en el barrio. La decisión del Gobierno municipal del PP, y sus socios Cs y Vox, afecta a los 38 colectivos del barrio que ganaron el concurso público hace un año para su cesión, y que han desarrollado su actividad social en este espacio.

El caso de la Casa del Cura no es el único. Almeida empezó su mandato disminuyendo en 415.000€ la subvención que el Ayuntamiento concedía a la Federación Regional de Asociaciones de Vecinos que engloba a 184 colectivos vecinales, posteriormente solicitó el desalojo del ‘Solar Maravillas’ en Malasaña, hizo oídos sordos a la petición de un local apropiado por parte de la Asociación de Vecinos de Aluche, hace unas semanas mandó desalojar la instalación ‘El Palomar’ que ocupa la asociación de vecinos de Las Tablas y ahora le ha tocado a la ‘Casa del Cura’ situada en la plaza Dos de Mayo.

Mientras las redes de apoyo han suplido durante la crisis de la Covid-19 las carencias de los servicios sociales del Ayuntamiento de Madrid y ayudan a cerca de 45.000 personas damnificadas por los impactos socioeconómicos de la pandemia, el actual equipo de Gobierno de las tres derechas -Partido Popular, Ciudadanos y Vox- arremete contra el movimiento vecinal.

Podemos Madrid denuncia la actitud persecutoria del alcalde y el actual equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Madrid y exige que el Consistorio se siente y escuche al movimiento vecinal, respete los compromisos de cesión de espacios municipales y ayude a fortalecer al tejido asociativo madrileño.


Comparte