Podemos Madrid y la FRAVM se reúnen para dar respuesta a la inacción del Ayuntamiento de Madrid frente a la proliferación de las ‘cocinas fantasmas’

Podemos Madrid y la FRAVM se reúnen para dar respuesta a la inacción del Ayuntamiento de Madrid frente a la proliferación de las ‘cocinas fantasmas’

Podemos Madrid y la FRAVM se reúnen para dar respuesta a la inacción del Ayuntamiento de Madrid frente a la proliferación de las ‘cocinas fantasmas’

Ambas organizaciones coinciden en la necesidad de llevar a cabo inspecciones y aplicar, ya, una moratoria de licencias, mientras se revisa la regulación actual de este tipo de actividades

Podemos Madrid y la Federación Regional de Asociaciones de Vecinos de Madrid (FRAVM) se  han reunido este  jueves, 27 de mayo, para abordar la problemática de las cocinas fantasma en zonas residenciales de la capital y plantear soluciones ante la inacción del Ayuntamiento de Madrid.

Ambas organizaciones coinciden en la necesidad de llevar a cabo inspecciones, ya que un alto porcentaje de estas cocinas podrían incumplir alguna normativa municipal, lo que permitiría su cierre, y en aplicar una moratoria de licencias, mientras se revisa la regulación actual de este tipo de actividades, tal y como ya ha hecho el Ayuntamiento de Barcelona que ha suspendido durante un año las licencias de ‘cocinas fantasma’ en la ciudad para evitar su proliferación.

Las llamadas ‘cocinas fantasma’, cocinas industriales para la elaboración de comida a domicilio en bloques de viviendas, proliferan en los barrios madrileños ante la pasividad del equipo de Gobierno municipal. Tal es la pasividad de Almeida que la semana pasada la Federación Vecinal pidió la intervención del Defensor del Pueblo para que el Ayuntamiento de Madrid pusiera coto a este tipo de actividad industrial.

Chimeneas humeantes en medio de bloques de vivienda han pasado a formar parte del paisaje de barrios como el de Arganzuela, donde hasta doce cocinas industriales se sitúan junto al colegio Miguel Unamuno, o en la calle José Calvo del distrito de Tetuán, donde ya funcionan veintiuna a pleno rendimiento.

Por parte de Podemos Madrid a la reunión han asistido Agustín Moreno, diputado de Unidas Podemos en la Asamblea de Madrid, Elena Sevillano, coordinadora de Sociedad Civil y Luis Nieto, portavoz municipal de Podemos Madrid, que han coincidido en la necesidad de apoyar y acompañar a los colectivos y plataformas vecinales, que han surgido a raíz de un problema que tiene graves consecuencias para la salud de las personas que conviven con estas cocinas industriales y para la habitabilidad de nuestros barrios, dados los impactos manifiestos sobre la calidad del aire, la contaminación acústica, la movilidad y la seguridad.

Por su parte, Quique Villalobos, presidente de la FRAVM ha destacado “la necesidad de actuar rápido para que este fenómeno no crezca hasta hacerse incontrolable, tal y como ha ocurrido con las viviendas de uso turístico. El Ayuntamiento sostiene que va a regular las cocinas fantasmas con una modificación de las normas urbanísticas del Plan General, pero todo el mundo sabe que ese es un proceso muy lento, que puede durar años. ¿Y qué hacemos mientras tanto? ¿Dejamos que las cocinas industriales crezcan como setas en los bajos de nuestros pisos? Hay que aprobar una moratoria de licencias, ya”, ha sentenciado.

 


Comparte